3/4/09

ofrenda


En absoluto vacío,
se cierran las manos
dejando hueco al abrazo,
que murió en idea.

La caricia, lo sabrás,
es la noche,
el develo
o la miseria
del llanto congelado por el hielo.

La necia esperanza
en remolino,
concede a su ausencia
el cariño en el altar
o el altar del cariño.

2/4/09

------------------------


Como el viento
que mudó el luto de los domingos,
salgo inerme y me descalzo
de la extensión de tu abrigo.


Subrayados

"Siguió adelante a tientas y pronto se halló ante una puerta que cerraba oblicuamente la calleja. Un farol iluminaba la muestra que colgaba encima del dintel. A la manera ingenua de los grabados populares aparecía dibujado un grupo de cazadores medievales persiguiendo a un ciervo que saltaba. Curiosamente el ciervo no era más que la nuve de flechas que los cazadores habían descargado sobre él"



del libro Michel Ende "La prisión de la libertad"

1/4/09

Futura libertad

Habían anunciado que la ejecución se llevaría a cabo a las 2:00 AM.
Sin que otros lo supieran, el sujeto trabó el dispositivo del cerrojo de su celda. Había arrojado en su interior una cadenita para retrasar el mecanismo de la llave y así posponer el plazo en que se llevaría a cabo la sentencia. Su condena.
Los guardiacarcel se enfurecieron al ver frustrado el intento por entrar en la celda a tiempo.
- "Es inconcebible que un reo disponga cuando será su última exhalación. Ningún preso es libre de dictar su propia sentencia", dijeron....

31/3/09

ABCES-DIARIOS




...y con sorpresa descubrió, que las manos hablaban...

no se trata estrictamente de encontrar un nuevo sentido a los sentidos, sino de sentirlos con otras perspectivas.

30/3/09

innombrables



¿ No me viste las lluvias furiosas arrasando tu morada o describiendo la ingeniería oculta en el olvido ?
Pues bien, se trata de la misma impunidad, con la que me miras los labios mientras hablo.

peldaños



y el amor
como una señal sin sonidos
atravesaba
el segmento del espacio
guarecido a destiempo, infinito,
en caracol sereno,
son los años


la señal se mece necesaria,
en instantes ahogados de armonía,
el encargo atiborrado es la zozobra,
el tinglado apasionado es de tu prisa


escarlata la sangre me tropieza
rodeando sigilosa su agonía,
misteriosos los fríos vapores,
de anónimas estacas
que mueren las tibias lejanías
aquel peldaño
recto se apiada.

Descansa el granito
cuando no imita a la vida.

29/3/09

Cacería



Una linea infinita de puntos deambula sorteando la gravedad. La gravedad de duda que la persigue.
No se agota exhausta, ni víctima de su destino; ya que la linea infinita le robó su causa a la duda, y lo que es peor, la tiene escondida entre alguno de sus incontables puntos.
Aveces la hace bailar entre ellos. Otras, la cuelga de la cola y la pasea.
La duda la persigue. Se abalanza en peñones, acantilados y chillas. La aguarda agazapada en el retiro de edificios y umbrales de factorías. Ya no distingue la luz de la luna, ni la noches de sus días. Vive el acecho oculta; abate en su propia pedanía.